El poder de los usuarios de VFO

catedra_publicaciones.jpg

El poder de los usuarios de VFO

Álex Beltrán Sánchez

Redactor/Colaborador de la Cátedra de eSports de la UCAM


 
El partidazo VFO.png
 

OPINIÓN

05 de marzo de 2018 ▪ UCAM Murcia

 

La temporada regular de VFO ha finalizado con la disputa de las finales de Copa. Tanto la Copa Totto, la copa de la VFO por antonomasia, como la innovadora Totto Lab, debutante este año, han finalizado con distintos campeones. En PS4, por ejemplo, la copa clásica la ha conseguido el Levante eSports, mientras que el entorchado “experimental” lo ha conquistado el Real Betis eSports tras vencer a Grex eSports, equipo de séptima división que ha firmado un torneo sin precedentes en las competiciones del K.O de la Virtual Football Organization.

Estas finales se han disputado cuando todos los equipos han terminado ya la competición regular. A falta de los playoffs – que se celebrarán los días 5 y 6 de marzo-, estos partidos podía verlos toda la comunidad. En otras palabras, un volumen de más de 15.000 usuarios si tenemos en cuenta las tres plataformas que conforman la VFO. ¿Los datos de audiencia? Pese a que no se han hecho públicos, no es difícil realizar una estimación aproximada. Bien es cierto que PS4 se lleva el gato al agua en este apartado, mientras que Xbox y PC se mantienen en un discreto segundo plano que no hace justicia con la labor de sus comentaristas. El poco volumen de usuarios que tienen ambas plataformas, muy lejos de aquellos jugadores que cuentan con una playstation en sus hogares, es una de las causas principales, pero aun así hay mucho más allá.

Desde mi punto de vista, los partidazos de la VFO no están aprovechados como se debiera, y considero que es error tanto de la competición como los usuarios. Me explico, a nivel de personal y dedicación del mismo no puede haber queja alguna. Los comentaristas de las tres plataformas se dejan la piel en cada retransmisión y no es difícil comprobar esto. El problema, sin embargo, es de logística. Es digno de aplauso que ahora estas retransmisiones “toquen” equipos de divisiones bajas y que duren prácticamente más de una hora, pero los horarios, al coincidir con los de los partidos, hacen imposible compaginar ambas cosas. ¿Y empezar el “programa” a las 23:30 y jugar dos partidos seguidos? ¿Y hacerlo a las 22:30 y retrasar el inicio de los partidos a las 23:30, horario habitual en los segundos partidos de copa? Quizá con estas medidas se asegurarían un público mayor, o quizá no, porque ¿hasta qué punto consideran importante los propios jugadores este tipo de retransmisiones?

Por qué este es el segundo punto del que quiero hablar. Todos, y me incluyo, queremos que esto vaya para arriba. Que crezca y que podamos crecer con ello. Somos una modalidad de juego que engloba a una cantidad ingente de jugadores por equipo. De quinta para arriba – En PS4- no hay abandonos y podemos tener unos 12-15 jugadores apoyando a la competición, ayudando a que nuestro eSport favorito sume, cada vez más, adeptos y popularidad. ¿Y se nota este volumen de usuarios? No.

De hecho, y siendo generoso, dudo que las retransmisiones de PS4 – recordemos, la plataforma con más espectadores- sobrepasen los 1200-1500 espectadores en un muy buen programa de El Partidazo. Estamos hablando de poco más de un 11% del volumen total de los usuarios. Todos podemos hacer más para ayudar a ampliar este porcentaje, como mínimo, a ¼ del total de usuarios de la comunidad. Esto obedece a una sencilla lógica: los patrocinadores externos tendrán reticencias para fijarse en el modelo que propone la VFO si los propios equipos y jugadores no apoyan el contenido de la propia competición.

Para terminar, tened presente que la competición crecerá, no tengo duda de eso, pero nosotros debemos ser los principales artífices de esto. En Cataluña, y seguro que a muchos os suenan, tenemos a los Castellers , los “castillos humanos”. Éstos consiguen llegar bien alto en distintas estructuras cuya realización tiene un mérito increíble, no en vano son patrimonio cultural por la UNESCO.

 Pues bien, estos castillos tienen siempre una piña (pinya, en catalán), que son los principales encargados de sujetar toda la estructura. Sin ellos, a los que ocupan los pisos más altos les sería imposible coronar el castillo. A más gente aglutinada en las partes inferiores, más alto puede llegar el castillo. Nosotros, los que participamos en VFO ya sea como mánagers, jugadores u otro tipo de personal, debemos de ser esa piña que apueste por la competición y la lleve en volandas hacia un crecimiento exponencial. Y ojo, que la LFP acaba de anunciar su entrada en los eSports. Ahí es nada.

 


  • Cátedra Internacional de eSports UCAM
  • Centro de Investigación y Formación UCAM eSports
  • Campus de los Jerónimos s/n. 30107 Guadalupe, Murcia. España. 
  • Tel: +34 968 278 566 - Ext: 768